Profesores arte

09 Feb Para esos profesores que trabajan con las artes

Profesores artistas

Hace unos días una compañera de mis clases de interpretación me pasó un video que realmente me hizo pensar, reflexionar de lo que muchos se atreven a llamar “Los muertos de hambre”. Y con esta etiqueta englobaban a todos y cada uno de esos artistas que trabajan con la pintura, con la fotografía, la escultura, el baile, la música, los comics, el teatro, el cine, la literatura y cualquier otra de esas artes que acompañan nuestra vida.

El vídeo se iniciaba con este decreto: “El proyecto de Real Decreto que modificará al Real Decreto 1614/2009 establece que los estudiantes titulados superiores de enseñanzas artísticas en España dejaran de ser graduados universitarios para pasar a ser titulados superiores”.

Y ante ello, un lector compartía su visión u opinión respecto al arte:

“Las investigaciones médicas aumentan la esperanza de vida (medible), nuevos métodos en ingeniería reducen costes, distancias, tiempos, etc. (medible), la I+D incrementa el PIB y el empleo (Medible).

Que un chalado pinte cuatro rayas en un cuadro o que un flipado componga un pasodoble, no aporta nada de forma objetiva o medible. El mundo va a seguir igual sin su aportación, no les necesitamos”.

Y estas afirmaciones me hicieron pensar en todos esos profesionales del mundo de las artes que viven día a día con la pasión de “tener los pies en el aula” y transmitir todo lo que saben a sus alumnos.

Es cierto que en nuestro mundo hay profesiones que son reconocidas y valoradas muy por encima de otras: cardiólogos, ingenieros, empresarios, jueces, contables, arquitectos, etc. Sin duda podemos pensar que sin todos esos profesionales nuestro mundo dejaría de existir pero, ¿el mundo podría existir sin humoristas, guitarristas, cantantes, pintores, escritores, poetas, actores, bailarines, fotógrafos y muchos otros?

Yo no sé si podría existir pero tengo muy claro que no seríamos los mismos sin Carmina Burana, Los Simpsons, Barrio Sésamo, La Ilíada, el Cascanueces, el Principito, Forrest Gump, Pulgarcito, Imagine, My way, Carmen, Bohemian Rapsody, La Sirenita, el Fado, La historia interminable, el Bueno, el feo y el malo, Viaje al Centro de la Tierra, la fotografía, ETE, La Capilla Sixtina, Frankestein, el Padrino, a la Orilla de la Chimenea, La Guerra de las Galaxias, Fuenteovejuna, El Guernica, el Quijote, el Manga, el tango, Blancanieves, la salsa y la bachata, Mortadelo y Filemón, El Señor de los Anillos, La Monalisa, La canción del pirata, Benhur, Casablanca, Los Soprano, el Nombre del viento,…

Si realmente lo analizas, muchos de esos cardiólogos no podrían haberse concentrado en una operación sin antes haber disfrutado de camino hacia el hospital de la música en su radio, ni esos arquitectos habrían trazado sus líneas sin haber disfrutado la noche anterior de una buena película, ni el empresario habría podido aprender y desarrollar su trabajo sin la inspiración de cada libro que ha leído.

Yo considero que todos vosotros, esos profesores que os dedicáis a darnos vida al resto de profesionales merecéis todo nuestro respeto y admiración. Muchos de vosotros nos habéis dado la energía con todo lo que creáis para dar lo mejor de nosotros mismos en nuestros trabajos, habéis permitido que disfrutemos de la vida, que nos emocionemos viendo una película o que nos salten las lágrimas a mitad de una canción, nos habéis dado la fuerza y energía que necesitábamos en algunos momentos de vida muy complicados, nos habéis hecho desconectar con unos pasos salseros de un día para olvidar, nos habéis hecho reír, sentir, conectar con otros seres humanos, soñar, sentirnos afortunados por el simple hecho de ponerle una banda sonora a nuestra vida, nos habéis hecho aprender de nosotros mismos, vuestras clases han podido incluso hacernos confiar en nosotros mismos, en nuestra creatividad y conectar con las ganas de vivir.

Gracias “profesores artistas” porque sin todas esas horas de trabajo que dedicáis (igual que en otras profesiones), vuestra perseverancia (igual que en otras profesiones), vuestras ganas de luchar por aquello en lo que creéis (igual que en otras profesiones), vuestra energía y pasión (igual que en otras profesiones),… nuestra vida no habría sido igual.

Gracias, por la labor que hacéis día a día.

Gracias por todo lo que habéis aportado a nuestra vida.

Y gracias porque aunque os llamen “muertos de hambre” habéis ALIMENTADO nuestras vidas.

Fotografía Designed by Bedneyimages / Freepik

 

Reme Egea_Formación para docentes

Reme Egea

Maestra de Educación Física, Formadora en Habilidades Directivas y Gestión de Equipos, Psicóloga, Creadora del proyecto Train The Trainers, Conferenciante, consultora y socia de Proformación S.L.

Reme es una de esas atrevidas aventureras, de las que luchan por los sueños, una de esas apasionadas que nunca tira la toalla.

11 Comments

Post A Comment