Patadas culo alumnos segundo

16 Mar Dar patadas en el culo a los alumnos – segunda parte

Pues sí, ya han pasado las horas necesarias para analizar los resultados del experimento que te contaba en el anterior post de “Dar patadas en el culo a los alumnos”.

Como te comentaba es algo arriesgado, atrevido y que solo se puede hacer cuando tenemos las tablas suficientes y la experiencia para conseguir resultados.
Como te contaba, la clase empezó con cierta crispación por parte de ellos. Se habían sentido de alguno manera retados y esto les acaba a impulsando a demostrar que si se ponen en acción pueden conseguir resultados distintos de los conseguidos hasta el momento.

Cuando utilizamos estos patrones tan disruptivos a la hora de gestionar un aula, corremos el riesgo de que antes de que acabe la clase, alguno de ellos haya podido abandonar por lo que en el tiempo restante de clase hay que crear la sensación de que allí se cuece algo distinto, de que ese formador atrevido y diferente que se atreve a decirles verdades a los ojos, no está allí para ser “el mejor” y caerles bien, sino para hacer todo lo que esté en sus manos a la hora de estimularles, potenciarles y darles las alas que necesitan para empezar a cambiar sus vidas personales y profesionales. Este punto les impacta, porque no ven tu preocupación por conseguir su aprobación sino que te ven totalmente convencido de aquello que les estás contando, aunque eso supongo un primer rechazo.

La primera clase fue especial: en tan solo 5 horas pasaron del shock inicial, de las miradas ofensivas y de “nos has tocado el orgullo” a sentir que esa formadora atrevida, iba a estar a su lado para regalarles ese atrevimiento, esa fuerza y todos los recursos que estuvieran a su alcance.

Y bueno, el resto de horas transcurrieron entre habilidades de Hablar en Público y una activación (casi disfrazada) de cómo mejorar sus actitudes, sus ganas y su capacidad de acción para revertir la situación.

¿Cuáles son los resultados del experimento?

Un 30% habían encontrado trabajo o abierto algún proceso de trabajo durante los tres días que ha durado la formación: una alumna ha encontrado un trabajo para unos meses con posibilidad de renovación, otra alumna ha concertado entrevista con Inditex, otra ha pasado una entrevista para un proyecto innovador.

– El tercer día un 90% de los alumnos han conseguido autogestionarse para ser puntuales.

Prepararon un trabajo excepcional de forma individual para cerrar el curso. Incluso aquellas personas que no dedicaron el tiempo suficiente de preparación, sintieron una incomodidad útil que las próximas veces les permitirá prepararlo con más detalle.

– En las exposiciones finales dejaron impactado a todo el equipo de Comunicación y Marketing con todos los aprendizajes que habían hecho durante las horas de formación, de cómo habían cambiado sus vidas, su actitud y sus ganas de ponerse realmente en acción.

– Han conseguido reírse de sí mismos y darse cuenta de sus autoengaños a la hora de buscar trabajo: horas desperdiciadas, horas dedicadas a ver series y más series que no les conducen a conseguir sus objetivos.

La mayor parte de ellos han cambiado su concepto de tiempo como un recurso ilimitado, como algo que hay que aprovechar al máximo porque cada minutos que perdemos en la vida, es un minuto que no volvemos a recuperar.

– 4 alumnos me han contactado para pedirme bibliografía que les haga ser más eficientes.

– 6 alumnos empiezan a plantearse firmemente vivir en Inglaterra o Australia para activar sus idiomas y buscar un puesto de trabajo en otros países: todos ellos me han pedido información que tenía registrada para viajar y vivir en estos países.

– Aquellos alumnos que el primer día reaccionaron con miradas duras, distantes y sintiéndose ofendidos han buscado todas y cada una de las pausas para compartir conmigo sus inquietudes, sus preocupaciones, sus dudas…y todo ello con una mirada de cariño realmente especial.

– Uno de ellos, el último día al salir no pudo evitar decir con los ojos realmente brillantes: “Me alegro de haberte tenido como formadora, has hecho algo realmente especial con nosotros”.

 

Dímelo tú, ¿vale la pena arriesgarse? ¿Vale la pena soportar esas primeras miradas agraviadas? ¿Vale la pena jugarte tu propia autoestima como docente? Para mí sí, porque sé, sin ninguna duda, que algo ha empezado a cambiar en sus vidas… ¡eso es crear cambio con los Pies en el Aula!

 

Reme Egea_Formación para docentes

Reme Egea

Maestra de Educación Física, Formadora en Habilidades Directivas y Gestión de Equipos, Psicóloga, Creadora del proyecto Train The Trainers, Conferenciante, consultora y socia de Proformación S.L.

Reme es una de esas atrevidas aventureras, de las que luchan por los sueños, una de esas apasionadas que nunca tira la toalla.

11 Comments

Post A Comment